En la categoría | Mundo del bebé

Etiquetas : ,

¿ Cómo manejar los celos cuando llega un nuevo bebé a la familia?

“Mami yo no quería que la bebé nos saliera tan linda, yo quisiera que fuera un poco más feita, porque todo el mundo le dice cosas a ella y a mi nadie me dice nada”
Claudia, 4 años

Hermanas

La llegada de un nuevo bebé provoca gran cantidad de cambios a la familia. Desde el embarazo, los padres dedican gran cantidad de tiempo y energía en la preparación del nacimiento, y después de que ya ha nacido el bebé, la rutina de la familia gira completamente alrededor de las necesidades del recién nacido.

Estos cambios pueden ser muy difíciles para el hermano o hermana mayor y generalmente aparece resentimiento y hostilidad contra el nuevo bebé o contra los padres. Es importante que los mayorcitos sepan de antemano lo que va a suceder, hablarles del embarazo y de cómo van a cambiar sus rutinas cuando nazca el bebé. No, se debe crearles falsas expectativas de que va a llegar un nuevo compañero de juegos, y que la vida será más divertida con el nuevo miembro de la familia.

Es importante que el hermano o hermana mayor se vayan familiarizando
con la idea del bebé, de los cambios que ocurren en el cuerpo de la
mamá y que pueda sentir sus movimientos en el vientre. Puede llevarlo a
algunas de sus visitas prenatales, o a los cursos especiales que
ofrecen algunos hospitales para hermanitos mayores. El o ella también
pueden hablarle o cantarle.

Usted puede mostrarle fotos o videos de su embarazo y nacimiento y
explicarle claramente cómo cambió la vida familiar para adaptarse a su
llegada. Es importante que sepa que en un principio el bebé pasará la
mayor parte del tiempo durmiendo y comiendo. Si tiene amigos o
familiares con bebés, es importante que pase algún tiempo con ellos,
también usted pude involucrarlo en el arreglo de la habitación del
bebé, en la preparación de su maleta par el hospital y en ayudar a
escoger que nombre le pondrán.

Es importante que haga arreglos de quien cuidará del mayor después del
nacimiento y que él conozca con anticipación que usted pasará unos
pocos días en el hospital. Después del nacimiento trate de mantenerle
sus rutinas lo más regulares que sea posible, si va a cambiarlo de
habitación, haga los arreglos con tiempo para que no asocie que el bebé
lo ha desplazado, o espere a hacerlo cuando el bebé ya lleve un tiempo
en la casa.

Es importante que el mayor se involucre en las actividades del cuidado
del bebé, aunque muchas veces esa ayuda nos tome más tiempo o sea un
poco difícil de realizar, como dar un baño al pequeño con patos de goma
o barcos, pero esta actividades ayudan a que su niño pueda relacionarse
con el bebé de una forma positiva.

Es importante que ambos padres pasen el mayor tiempo posible con el
mayor de una manera individual mientras el bebé duerme, o mientras el
otro padre se encarga del recién nacido. También puede ayudar bastante
recordarles a sus familiares y amigos que su hijo mayor necesita
recibir atención y tiempo y que él también necesita sentirse “especial”.

Hacer un comentario

Advertise Here