En la categoría | Salud infantil

La Enfermedad de Lyme

Un Pequeño Enemigo Ataca a Nuestros Niños
Garrapata
Por Victoria

Hay muchas cosas en la vida que NO debemos aprender por experiencia propia y  la enfermedad de Lyme es una de ellas. A pesar de haber vivido con mi familia por algunos años en los Estados Unidos nunca antes había escuchado hablar sobre esta enfermedad, hasta que hace ya casi dos años tuvimos la dolorosa experiencia de aprender sobre ella con nuestra hija mayor.

En los países latinoamericanos esta enfermedad no existe, lo cual
hace que como inmigrantes seamos más vulnerables a sufrirla, ya que no
tenemos forma de protegernos contra algo que no conocemos. La
enfermedad de Lyme es una infección producida por una bacteria llamada
Borrelia burgdorferi, que puede transmitirse a través de una picadura
de garrapata.

¿Pero cómo es posible recibir una picadura de garrapata en medio de
la ciudad? Fue una de las primeras preguntas que nos hicimos. En muchas
zonas de los Estados Unidos los venados  o ciervos circulan libremente
entre los parques y zonas verdes de las ciudades y tienen acceso a
nuestros jardines y parques infantiles. Los venados infectados de Lyme
pueden diseminar la enfermedad a través de garrapatas que se adhieren a
nuestra piel, a la ropa, o a nuestras mascotas domésticas. Son tan
pequeñas, que la mayor parte de las personas infectadas nunca recuerdan
haber sido picadas.

La falta de conocimiento y de medidas preventivas pueden llevar al
niño a desarrollar una infección crónica muy difícil de tratar y que
ataca el cerebro, los ojos, las articulaciones y el corazón. La
enfermedad de Lyme  hace que los niños se cansen fácilmente, y
desarrollen dolores de cabeza, nauseas, dolor abdominal, dolor en las
articulaciones, fiebre y sensibilidad extrema a la luz y el sonido. Los
niños presentan además dificultad para pensar, leer y escribir, lo que
hace que su desempeño escolar sea muy pobre.   

La enfermedad es aún más severa y con secuelas más importantes si es
transmitida en el útero al bebé en desarrollo o al recién nacido a
través de la leche materna. Su tratamiento se basa en el uso de
antibióticos, los cuales a veces requieren ser administrados por largos
periodos de tiempo; aumentando los efectos secundarios como resistencia
del cuerpo a las bacterias e infecciones por hongos.

http://www.Lymeinfo.net
http://www.ILADS.org
http://www.IGeneX.com
http://www.LymeDiseaseAssociation.org
http://www.nlm.nih.gov/medlineplus/spanish/tutorials/lymediseasespanish/htm/_no_100_no_0.htm

Hacer un comentario

Advertise Here